jueves, 23 de junio de 2016

Audaz, el incógnito de la canción romántica.


Estimable radioescucha: cada disco cuenta una historia. El de la imagen describe un aspecto poco documentado y analizado, pero singular y fascinante en la historia de la música popular mexicana: el de los cantantes enmascarados. A ritmo de bolero, ranchera, corrido o balada, repentinamente surgieron estos extraños personajes, que ocultaban su rostro con máscaras o antifaces y adoptaban enigmáticos y curiosos nombres como "El Charro del Misterio", "La Máscara Que Canta" o "El Audaz". Éste último, también conocido como "el incógnito de la canción romántica", de algún modo se las arregló para pasar del ring al cine, y luego al estudio de grabación. El personaje mencionado nació en un pequeño pueblo de Veracruz, en el seno de una familia de agricultores. Luego de cursar la escuela primaria su padre le advirtió que era hora de dedicarse a las labores del campo, tal y como sus hermanos mayores lo hacían desde hacia tiempo. Pero el futuro luchador profesional se resistió a tal destino, creyendo firmemente que el mundo le deparaba emocionantes aventuras y maravillosos lugares por descubrir, así que decidió mejor huir de casa. A los 12 años se encontró vagando solitario de pueblo en pueblo, hasta que llegó a la ciudad de Veracruz. Ahí se ganó la vida como mandadero y lustrador de calzado a las afueras del famoso Café de la Parroquia. Ya en la adolescencia subsistió como chofer de taxis y poco después se interesó por la lucha libre. Uno de sus maestros en el arte de aplicar llaves y repartir patadas voladoras fue Ray Mendoza, a quien conoció en Monterrey. El enmascarado "Audaz" debutó como luchador profesional en 1969 y a lo largo de su meteórica carrera deportiva conquistó algunos campeonatos y despojó de máscaras y cabelleras a temibles rivales, pero en el camino también se dio tiempo para actuar en el cine y en televisión, así como componer canciones y grabar discos. Hay quienes todavía recuerdan a "El Audaz" entonando algunas canciones rancheras en el Toreo de Cuatro Caminos, minutos antes de aplicar salvajes llaves, repartir patadas voladoras a sus oponentes y lanzarse desde la tercera cuerda del ring. A comienzos de los años 70s del siglo XX, el singular gladiador grabó su primer disco EP (Extended Play) de cuatro canciones para el sello Raff (GP-1001), acompañado por un conjunto norteño llamado "Los Cuatro Brillantes". Más tarde también grabó algunos discos sencillos para la marca Orfeón, y se las arregló para cantar en noticieros matutinos de televisión como "Hoy Mismo" que conducían Guillermo Ochoa y Lourdes Guerrero. Después decidió fundar su propio sello discográfico llamado Discos Audaz, mediante el cual publicó varios disco elepé de 12 pulgadas así como discos EP de 7 pulgadas, los cuales incluían algunos temas de su propia inspiración y hoy son curiosos objetos de colección. Gracias a su empeño y férrea disciplina en el entrenamiento, el luchador veracruzano alcanzó su máximo nivel como deportista, siendo contratado como doble de cine en películas de acción y en telenovelas. 

Mientras tanto, en el cuadrilátero también logró hazañas inolvidables, como aquella en la que tras sangrienta batalla, despojó del campeonato de peso semicompleto de la UWA a Ray Mendoza, quien había sido uno de sus primeros maestros en el arte de repartir zapotazos. Una lesión en la columna vertebral obligó al luchador jarocho a abandonar los cuadriláteros durante casi un año. Los médicos le aconsejaron no volver a luchar, pero haciendo honor a su nombre de batalla, el temible gladiador volvió a subir a los encordados. Sin embargo, su elasticidad, sus reflejos y velocidad habían menguado. A pesar de haber dado su mejor esfuerzo, el Audaz perdió el campeonato de peso semicompleto ante un ofendido Ray Mendoza, quien no descansó hasta recuperar el título que en épica contienda había perdido, lavando así la humillante afrenta de haber sido derrotado por quien alguna vez fue su incipiente alumno. El 12 de abril de 1976, en un Palacio de los Deportes a reventar, fue evidente que la buena racha había terminado, cuando luego de reñida lucha, "El Audaz" también perdió la máscara, esta vez ante "El Solitario", Entonces supimos que el antifaz del vencido gladiador ocultaba en realidad el rostro de Doménico Bazán León, oriundo de Tlalixcoyan, Veracruz. Audaz decidió que era tiempo de retirarse de la lucha libre y organizó una gira de despedida llevando como compañero de batalla nada más ni nada menos que al legendario "Santo, El Enmascarado De Plata". A pesar de haber sido despojado de la máscara y de ser condenado al olvido con el paso de los años, nadie logró arrancarle al ex-luchador el entusiasmo por la música. El intrépido gladiador resultó ser también un hábil empresario y sagaz descubridor de nuevos talentos musicales. Fungiendo como productor, impulsó la carrera de grupos de música guapachosa como Los Audaces del Ritmo, El Super Show De Los Vázquez, y el Grupo Audaz cuyo vocalista era Rigo Domínguez. Promoviendo grupos musicales y en ocasiones actuando como vocalista de su propio conjunto llamado Grupo Sensación, Doménico hizo una gran fortuna que le permitió vivir con lujos de todo tipo. Sin embargo, hoy en día reconoce que ese dinero nunca le dio la felicidad que actualmente disfruta, así que un buen día decidió vivir modestamente, sin más derroche ni ostentaciones. Se convirtió en humilde siervo de Dios, recorriendo diversas ciudades y poblaciones del país en su afán por divulgar la palabra del Señor. Luego de los distintos recovecos y giros inesperados que ha dado la vida de este singular personaje, hasta nuestro días Doménico sigue componiendo canciones y grabando discos, aunque ahora de música cristiana, en su amado Veracruz bajo un sello disquero llamado Alabanza Records. Tal vez el día menos pensado toque a su puerta Doménico Bazán León, ex -luchador y ex-promotor de grupos musicales, dispuesto a hablarle del Reino de Dios y de las tentaciones que abundan en este pecaminoso mundo. Mientras tanto, como curioso testimonio de su paso por las arenas y los entarimados, en su faceta de luchador y cantante enmascarado, de vez en cuando giran en las tornamesas de los mundanos y frívolos melómanos, los discos fonográficos grabados por el luchador "Audaz". a dos de tres caídas, sin límite de tiempo. ¡Un saludo afectuoso!


Ficha técnica del disco "Audaz. El incógnito de la canción romántica"
Portada del disco A-EP-002
Contraportada del disco A-EP-002
Título del disco: Audaz. El incógnito de la canción romántica
Artista: El Audaz
Formato: Disco Extended Play (EP) 45 rpm
Duración del disco: 11 min. 31 seg.
Fecha de lanzamiento: 1973
País: México
Productor: Producciones Audaz
Sello disquero: Discos Audaz (A-EP-002)
Género: Ranchera mexicana
Estilo: Rancheras, bolero
Posición en lista de éxitos: N/A
Canciones del disco
# Título de la canción Autor Intérprete Duración
1A Lágrimas Son Roberto Monna El Audaz 3:00
2A Cuando Te Digan El Audaz El Audaz 2:43
1B No Puede ser Así El Audaz El Audaz 3:00
2B Hora De Llorar El Audaz El Audaz 2:48
Artistas participantes.
Doménico Bazán León "El Audaz" – Voz
No consta en los créditos del disco el nombre del Mariachi que acompaña a El Audaz en este disco. Posiblemente fue el Mariachi México pero por ahora no hay forma de confirmarlo.


Créditos del disco.
Arreglos y dirección musical: No consta en los créditos del disco.
Ingeniero de grabación: No consta en los créditos del disco.
Dirección artística: No consta en los créditos del disco.
Foto portada: No consta en los créditos del disco.


Copyright © Andrés Lang

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada